¿Información adicional no pedida es discrepancia?

Pregunta

La Caixa E emite un crédito documentario utilizable en las cajas del Banco N, para negociación, autorizándole a añadir su confirmación.  El crédito establece como documentos exigidos, entre otros, un ‘Certificado del beneficiario confirmando que un juego completo de los siguientes documentos originales han sido enviados por mensajero dentro de los 21 días después de la fecha del conocimiento de embarque’ (sic). A continuación relaciona dichos documentos, que son distintos de los que se exigen para utilizar el crédito.

El Banco N, en su carta de envío de los documentos a la Caixa E hace constar que todos los documentos, incluyendo el mencionado Certificado del beneficiario, han sido recibidos antes de la fecha de vencimiento y que todos los términos y condiciones del crédito se han cumplido.

La Caixa E remite al Banco N un mensaje de rechazo de los documentos (MT 734) indicando:

‘Certificado del beneficiario no emitido de acuerdo L/C’ (sic) y avisa que mantiene documentos a disposición del Banco N. El Banco N rechaza la discrepancia alegando que ‘Según nuestros registros el Cert. del bnf no es incongruente con el punto 3 de documentos requeridos, dado que el bnf ha certificado mandar todos los documentos mencionados…’ (sic).

La Caixa E responde indicando que: ‘El crédito no indicaba que había que mandar el “Packing List issued by … (el exportador)… showing number of units…” como así indica el mismo, por tanto no entendemos que se haya emitido conforme al articulado del mismo’ (sic).

El Banco N responde manteniendo su postura de que todos los documentos requeridos se han remitido y que ‘… la información que ustedes detallan es información adicional…’ (sic). El Banco N pregunta si realmente es discrepancia la información adicional indicada en el certificado del beneficiario.

Análisis

Según se desprende del condicionado del crédito y de los distintos mensajes (cartas y swift) intercambiados, todos los documentos fueron enviados a la Caixa E, tanto los remitidos

directamente por el beneficiario mediante mensajero, como los remitidos por el Banco N para

cumplir el condicionado del crédito, y pudieron ser examinarlos por la Caixa E con cuidado razonable, según exige el artículo 13 (a) de las UCP 500.

Aún cuando el beneficiario remitiera por mensajero un “packing list”, que no se solicitaba que lo hiciera en ese momento, y que posteriormente certificase en su ‘certificado’ que lo había hecho así; este hecho no invalida ni convierte en inaceptable dicho documento, puesto que, por una parte, en el crédito documentario no hay una exigencia de literalidad para dicho certificado (siendo de aplicación, por ello, el Art. 21 de las UCP 500) y, por otra, el que se incluyera un documento de más, que no era contradictorio con los restantes, no supone un incumplimiento ni un perjuicio para la Caixa E, ni para el ordenante; ni una incongruencia con los restantes documentos requeridos (por lo que no entra en conflicto con lo dispuesto en el último párrafo del primer aparte del Art. 13 (a) de las UCP 500).

El contenido del certificado únicamente tenía que enumerar los documentos que se tenían que remitir. No tenía que certificarse una cualidad o calidad de dichos documentos, sino solamente hacer una relación nominal de los mismos que, en este caso, incluyó uno no solicitado que debió ser ignorado por la Caixa E (Art. 13, a, último párrafo).  Dado que esta inclusión no tuvo consecuencias posteriores (puesto que ello no impidió que se remitiera otro igual con el resto de documentos para cumplir el crédito) el hecho carece de relevancia.

Además, la forma en que se puso de manifiesto la presunta discrepancia señalada por la Caixa E, no cumple lo señalado en el Art. 14 (d) (ii), ya que de su lectura no se desprende claramente el motivo de la misma y por ello debe ser rechazada según doctrina de la Comisión Bancaria de la CCI (ver documento TA 605rev).

Respuesta

El Grupo de Expertos del Comité Español de la CCI considera, por mayoría, que la discrepancia interpuesta por la Caixa E, no fue adecuada respecto a la forma en que se indicó y es injustificada respecto al fondo, por lo que el Banco N debe ser reembolsado, al vencimiento, por la Caixa E, sin que ésta pueda deducir ningún importe por discrepancias en su liquidación.

La respuesta a la consulta planteada refleja el punto de vista de los componentes del Grupo de Expertos del Comité Español de la Cámara de Comercio Internacional, no de la Comisión Bancaria de la CCI. Esta consulta y su Conclusión se toman en consideración con carácter meramente ilustrativo y, en su caso, deberán ser refrendadas por la propia Comisión Bancaria en una próxima reunión de la misma.

 

La respuesta dada no debe ser interpretada en otro sentido distinto al indicado, que es el de servir de orientación a las partes y, por tanto, no tendrá implicaciones jurídicas.

 

Ni el Comité Español ni ninguno de sus empleados, incluyendo al Presidente, Vicesecretario y Asesor Técnico, serán responsables ante ninguna persona física o jurídica por cualquier pérdida o daño surgido de cualquier acto u omisión relacionados con el punto de vista expresado.

¿Información adicional no pedida es discrepancia?