PONENTE: BANKIA “clean on board” entrecomillado

Pregunta

Mi consulta se refiere a la clausula ‘clean on board’. Tenemos claro que la ausencia de la notación ‘limpio/clean’ no debe constituir una discrepancia porque un documento de transporte se considerará que está limpio salvo que en el mismo se indique expresamente defectos en el embalaje o en el estado de las mercancías.
La duda es si en el condicionado del crédito documentario el término ‘clean on board’ viene entrecomillado. Por ejemplo: ‘Full set of “clean on board” ocean bill of lading made out….’ o ‘Full set of ocean bill of lading marked “clean on board”…. En este caso, ¿es obligatorio o sigue sin serlo?

Análisis

El artículo 27 de las UCP600 define qué documento puede considerarse limpio. Según este artículo, “un documento limpio es aquel que no contiene ninguna cláusula o anotación que haga constar de forma expresa el estado defectuoso de las mercancías o su embalaje. No es necesario que el término ‘limpio’ aparezca en el documento de transporte, aun cuando el crédito contenga un requisito de que el documento de transporte deba ser ‘limpio a bordo’”

El cumplimiento o no de una anotación a bordo en un B/L tiene que analizarse bajo los requisitos establecidos en el artículo 20 de las UCP 600 y conforme a este artículo, debe quedar claro que la mercancía ha sido embarcada en el barco indicado en el documento y que los puertos de carga y descarga son los indicados en el crédito.

Cuándo es necesario que un documento contenga una anotación a bordo y qué forma debería tomar dicha anotación, dadas unas condiciones particulares, ha sido siempre un tema objeto de debate y regulación específica en la CCI. Desde la publicación de las UCP 600, ya se ha requerido varias veces la opinión de la CCI y son numerosos los documentos publicados en relación a este asunto.

Teniendo esto presente, para este análisis de los requisitos de una anotación a bordo, se ha considerado también el documento 470/1128rev final de 22 de Abril de la CCI: ‘Recommendations of the Banking Commission in respect of the requirements for an On board Notation’.

Este documento establece las bases necesarias para la elaboración correcta de un documento de transporte marítimo que capacite al exportador cumplir con los requisitos del crédito y por tanto, que facilite la consecución de una presentación conforme de documentos que propicien el abono del mismo.

En la consulta se requiere la presentación de un Bill of Lading y según la CCI éste es un documento de transporte que cubre el envío desde un puerto de carga a un puerto de descarga.  El artículo 20 de las UCP se aplica cuando el crédito documentario requiere la presentación de un B/L cubriendo el transporte por mar desde un puerto a otro. No es necesario que se titule ‘marine bill of lading’, o ‘ocean bill of lading’, o ‘port to port bill of lading, o similar. Simplemente debe evidenciar que el envío se realiza desde un puerto a otro.

Los principales problemas con las anotaciones a bordo surgen cuando el B/L indica un lugar de recepción y/o detalles de un pre-transporte, y este lugar de recepción es diferente al puerto de carga establecido en el crédito. El debate estriba en esclarecer si es necesario mostrar en la anotación a bordo el nombre del barco y el puerto de carga, incluso si estos datos se indican en sus respectivos campos en el documento.

El revisor de documentos en el banco, debe determinar si en el B/L se establece con la suficiente claridad que la mercancía ha sido embarcada en el barco nombrado en el documento y en el puerto indicado en el crédito. El clausulado mostrado en el anverso de algunos B/L, establece que cuando hay un lugar de recepción diferente al puerto de carga o se muestra un pre-transporte, la anotación a bordo se refiere al medio de transporte en el que se ha trasladado la mercancía hasta el puerto de carga. Por tanto, para considerar la anotación a bordo correcta y conforme a los términos del crédito y de las UCP, se debería indicar en dicha anotación,  el nombre del barco nombrado en el B/L y el puerto de carga establecido en el crédito y en el propio documento.

Para aquellos B/L que no contengan expresiones similares, la CCI establece que si los campos de lugar de recepción y pre-carriage tienen contenido en el documento, en la anotación a bordo se deberá siempre especificar el nombre del barco y el puerto de carga, para evitar dudas sobre a qué medio se refiere la anotación a bordo. En los casos en los que se evidencie un lugar de recepción diferente al puerto de carga pero no haya referencia al medio de pre-transporte, la anotación a bordo se interpretará como a bordo del barco y en el puerto de carga indicados en el documento.

Si el B/L contiene la indicación de ‘buque previsto’ o similar, la anotación a bordo deberá indicar la fecha de envío y el nombre del barco en el que finalmente se cargue la mercancía.

La fecha de emisión del B/L podrá considerarse como la fecha de a bordo en aquellos documentos en los que aparezca pre-impreso ‘embarcado a bordo’ y no haya mención en el documento de un pre-transporte entre el lugar de recepción y  el puerto de carga del crédito. En todos los demás casos, será necesario una anotación a bordo específica.

Respuesta

El Grupo de Expertos del Comité Español de la Cámara de Comercio Internacional considera por unanimidad que no es necesario que la palabra ‘clean’ se incluya en la anotación a bordo, incluso aunque esté entrecomillada en el condicionado del crédito. El propio artículo 27 de las UCP600 entrecomilla esta palabra e indica que no es necesaria su inclusión en el documento.

La respuesta a la consulta planteada refleja el punto de vista de los componentes del Grupo de Expertos del Comité Español de la Cámara de Comercio Internacional, no de la Comisión Bancaria de la CCI. Esta consulta y su Conclusión se toman en consideración con carácter meramente informativo y, en su caso, deberán ser refrendadas por la propia Comisión Bancaria en una próxima reunión de la misma.

 La respuesta dada no debe ser interpretada en otro sentido distinto al indicado, es decir, servir de orientación a las partes y, por tanto, no tendrá implicaciones jurídicas.

 Ni el Comité Español ni ninguno de sus empleados, incluyendo al Presidente, Secretario, Vicesecretario y Asesora Técnica, serán responsables ante ninguna persona física o jurídica por cualquier pérdida o daño surgido de cualquier acto u omisión relacionados con el punto de vista expresado.
 

PONENTE: BANKIA “clean on board” entrecomillado